Mucha gente se encuentra trabajando en los escenarios de cambio climático y en las posibles consecuencias de dichos cambios. Los escenarios se han realizado a los años 2025, 2050 y 2100 o alrededor de esos años. Los estudiosos de los fenómenos catastróficos denominados cisnes negros (caso de cambio abrupto no previsto) nos invitan a no prestarles mucha atención a esos escenarios tan a futuro argumentando que algún cisne negro aparecerá ya que es altamente improbable que la humanidad no haga cambios  en formas de uso de la energía. También aducen que en los pronósticos de futuro los humanos somos poco atinados, lo hacemos mal tanto desde las ciencias duras como desde las ciencias blandas.

Algunos ejemplos son:  la meteorología que puede predecir el tiempo solo por 10 días, las grandes oscilaciones en las bolsas de valores, el cálculo del crecimiento económico de los países, y un amplio etcétera. Sin embargo, los seres humanos desarrollamos la necesidad de previsión y nos ha funcionado bien dentro de ciertas disciplinas.

Esta reflexión viene a cuento porque los escenarios de cambio climático son, en su mayoría, catastróficos para la agricultura. Ante semejante preocupación es lógico trabajar en conocer que está pasando ahora no que pasará en el 2100. Debemos conocer lo que ha sucedido y lo que ocurre con la mayor precisión posible y para eso hay que estudia el comportamiento del clima en las última décadas y comparados con el presente.

Por ejemplo, ¿Cómo era el clima de os años 30s a los 90s? ¿Cómo ha cambiado de los 90s a la fecha? Dos preguntas más son cruciales:Diapositiva2Figura 1. Comparación de un indicador de cambio climático en dos periodos utilizando el software ICC

¿Cómo está el clima en relación con la agricultura?

La primera pregunta puede responderse realizando un análisis agroclimático con datos mensuales con diversos índices ya probados ampliamente, como el índices de humedad, aridez, lavado de suelos, heladas,  y de erosividad por lluvia, así como la longitud del periodo de crecimiento o también llamado periodo de meses con lluvia continua por arriba de la mitad de la evapotranspiración potencial (Software Clic-MD). Una vez realizado en análisis de varias estaciones meteorológicas se pueden hacer mapas para cada uno de los índices.

Figure 1Figura 2. Mapa con la longitud del periodo de crecimiento o de los meses de lluvia continua para realizar agricultura de temporal. Datos trabajados con el software Clic-MD

¿Cómo está cambiando el clima?

La segunda pregunta puede responderse con un análisis de los indicadores de cambio climático utilizando datos diarios, algunos indicadores de cambio climático relacionados con la agricultura son:  Días con hielo ID; Duración de los períodos fríos CSDI; Días de verano SU; Rango diurno de temperatura DTR; Noches fría TN10p; Días con helada FD; Estación de crecimiento GSL; Temperatura mínima extrema TNn; Temperatura mínima más alta TNx; Días frescos TX10p; Días calurosos TX90p; Temperatura máxima más baja TXn; Temperatura máxima extrema TXx; Precipitación máxima en 5 días RX5Day; Días húmedos consecutivos CWD; Díascon lluvia mayor a 10mm R10mm; Días muy húmedos R95p; y Días extremadamente húmedos R99p; RX1Day. Estos indicadores de cambio climático pueden calcularse con el software ICC.

Diapositiva1

Figura 3. Gráfica de los valores que se desvían de la media de 1950 a 2010, el valor de la media de 1950 a 1990.  Datos trabajados con el software Clic-MD

También hay índices específicos para cada cultivo, como por ejemplo los utilizados en el cultivo de la uva: grados de desarrollo, horas frío, periodo libre de heladas y temperatura máxima media.

Estudiar los escenarios del cambio del clima al 2050 y al 2100 es un ejercicio académico de poca ayuda práctica. Debemos conocer los indicadores del cambio climático en cada localidad, los mapas del mundo no son de gran utilidad práctica,

Necesitamos respuestas a nivel local sobre lo siguiente: ¿cómo están cambiando los indicadores? ¿En qué dirección y en que magnitud? ¿Cuáles serán esos valores extremos delos indicadores del cambio climático?

Una vez conociendo esos valores extremos de los indicadores del cambio climático será necesario diseñar soluciones agronómicas para cultivos específicos.